Óptica en Burgos


Álvarez Atienza

Óptica Álvarez Atienza es un lugar "diferente" y especial. Su fundadora, Ángeles, inició su andadura en enero de 1976 y ahora, tras su última e impactante reforma, es Carmen (su sobrina), quien sigue con la trayectoria del negocio familiar.

40 años al servicio y cuidado de la salud ocular de todos los burgaleses y de todos aquellos que de fuera de la ciudad confían en Óptica Álvarez Atienza.

“Distinta, singular, única” son adjetivos que definen a nuestro establecimiento y eso se nota ya desde el momento de entrar. La fachada, con su característico y peculiar arco rebajado, una de las señas de identidad del edificio”.

Dentro, la vitrina con una amplia exposición de gafas de más de un siglo y algunos instrumentos parte de la historia de las ópticas como un antiguo javal —un queratómetro usado para medir la curvatura de la cornea— que tiene más de cien años. “Es una óptica museo”, como dicen algunos de nuestros clientes habituales y todos los que tienen la suerte de poder verla.

Tradición y actualidad, salud, moda y tendencias; todos estos conceptos caminan juntos de la mano en Óptica Álvarez Atienza. Podemos encontrar colecciones y modelos de gafas distintas y personales, marcas españolas y extranjeras que se seleccionan año tras año en las ferias de Milán y París, las más innovadoras a nivel mundial en el sector de la óptica.

Óptica Álvarez Atienza calle
Óptica Álvarez Atienza fachada